El miedo a no cumplir dentro de una relación de pareja

Muchos factores externos como el tipo de educación recibida durante la vida y la cultura hacen que inconscientemente afecten las capacidades afectivas y empáticas inherentes al ser humano, reduciendo el “éxito” de una relación de pareja a parámetros meramente coitales.

 

En general estos factores ambientales han sido durante mucho tiempo, un gran peso sobre los hombros de los hombres y por sobre todo innecesario. Aprendieron del ambiente que su vida sexual estaba supeditada solamente al coito, a la erección perfecta, a cualquier hora, a la resistencia  y al placer que sienta la pareja, y en algunos casos buscando todo el tiempo la aprobación sobre su desempeño sexual. La realidad es que esto no siempre es factible.

 

 

Poner como prioridad al sexo, con la idea de que sólo por esta vía se logra una relación saludable, pone en gran peligro a la misma dinámica sexual de la pareja. Tanta presión puede hacer que el hombre llegue a perder, por un tiempo, el conseguir una erección, o incluso que pierda el interés por tener contacto físico. El temor a no conseguir “cumplir” puede afectarlo tanto, a tal punto de volverlo inseguro, debido a la programación mental de que incumplir sexualmente significa no ser útiles como hombres.

 

Lo bueno de toda situación es que siempre es solucionable con mucha comunicación con la pareja y aprendiendo por sobre todo a relajarse.

 

 




  • Otras secciones: