Los secretos de las piramides

 

Los secretos de las pirámides : extraterrestres.

 

 

Actualmente muchas personas afirman creer en la posibilidad de que las pirámides hayan sido erigidas por antiguas civilizaciones como la atlante o quizás por seres de otros mundos. Poco han cambiado las teorías acerca de ellas, sólo el “traje” de los constructores se ha modificado, desde aquellos primeros musulmanes y cristianos quienes afirmaban que fueron hechas por Dios.

 

 

Una de las conjeturas que defiende la hipótesis de que fue una civilización avanzada la autora de las pirámides de Giza, es la que se basa en los números de las dimensiones de las construcciones para las que, según egiptólogos, los antiguos egipcios sólo utilizaban fracciones de número enteros.

 

 

También análisis de carbono 14 (vida media 5.568 años) para datar la antigüedad de los objetos, revelaron en sus primeros estudios en la década de 1940 por Willard F. Libby, sobre una porción de madera de acacia de uno de los escalones de la pirámide de Zoser de la Dinastía Tercera, evidenciaba que la misma podría ser de alrededor de la mitad de la concentración de C14 de la madera actual.

 

 

 

 

En 1988, el Dr. Joseph Davidovits publicó su teoría sobre la construcción de las pirámides en su obra Las pirámides: un enigma resuelto, basada en investigaciones hechas acerca de los revolucionarios materiales geopliméricos, en la que afirma que los antiguos sacerdotes egipcios probablemente hayan poseído instrucción alquímica con la que creaban las piedras artificiales.

 

En una de las investigaciones arqueológicas se pudo calcular el tiempo de construcción de una de las pirámides, en específico la pirámide roja, cuyos bloques en su lado posterior revelaban registros de los nombres de los constructores, del Rey Snofru y con fechas respectivas a cada porción construida, como las seis primeras hileras en dos años, la altura alcanzada, etc., sumando todas las fechas encontradas, les llevó 17 años terminar la construcción de aquella pirámide. Se supone también que estas inscripciones en los bloques de piedra se realizaban para guiar a los obreros, en el orden y ubicación de cada bloque, lo que muchas veces hacía que las inscripciones no se encuentren  en cierto orden esperado o estén fácilmente a la vista.

 

 

 

Hasta hoy día aún se desconoce cómo en realidad aquella cultura antigua, supuestamente arcaica, haya podido construir con tal minuciosidad aquellos bloques gigantescos, a los que las teorías actuales de construcción ofrecidas sencillamente no terminan por cuadrar.

 

Aunque según la investigadora de la civilización egipcia Adela Serrano Díez, cada incógnita posee una respuesta concisa, científica y seria que para ella despeja cualquier duda, como la importancia que le daban los egipcios a la preservación del nombre y el cuerpo del Faraón después de su muerte además de considerarlos portavoces de Dios, siendo éstas las razones por las que se construían éstas tumbas y el motivo por el que no habían momias en las pirámides fue debido a que saqueadores de tumbas se habían apropiado de ellas para comerciarlas como medicinas curativas, ingresando en las tumbas selladas a través de túneles que excavan en la roca.

 

 

Con respecto a la teoría de que Keops usurpó una estructura edificada por una civilización más antigua y avanzada, de alrededor de 10.000 años antes, la investigadora afirma que los estudios científicos hechos sobre la datación de las construcciones corresponden al periodo de Keops.

 

 

 

En relación a las técnicas de construcción, asegura que sus técnicas ancestrales de cantería eran excelentes a pesar de no poseer la maquinaria actual, que transportaban los bloques con trineos arrastrados sobre suelo mojado, utilizaban el triángulo sagrado para los trazos de precisión y que fueron obreros calificados quienes construyeron las pirámides. También existen registros en jeroglíficos en la pirámide de Saqqara ilustrando perfectamente su sistema de construcción.

 


Los secretos de las pirámides : extraterrestres.

 



  • Otras secciones: