Geminis

Géminis o Gemini    

 

 

Símbolo en el Zodiaco:              Gemelos

Duración Tropical:                  21 de mayo al 21 de junio (anualmente variable)

 

Duración Sideral/Yiotisha Hindú: 15 de junio al 16 de julio (anualmente variable)    

Constelación:                             Géminis

Elemento:                                 Aire

Cualidad:                                  Mutable y Doble

Domicilio:                                 Mercurio

Detrimento:                              Júpiter

Exaltación:                                Plutón

 

Caída:                                      Venus                   

 

Es el signo astrológico ubicado en el tercer lugar en el zodiaco de doce signos, es segundo de esencia positiva masculina, de cualidad cambiable o doble. Conciencia concreta cuyo símbolo alude a las estrellas Cástor y Pólux. Su elemento es el Aire, compartido con Libra y Acuario. Su regente es Mercurio. Sagitario es su opuesto compatible.

 

El planeta Mercurio lo rige, quien es la deidad que gobierna los asuntos relativos a la compraventa o los negocios, proviniendo del latino merx cuyo significado es mercancía, el cual era el mensajero de los dioses romanos, siendo asimismo Hermes dios griego, caracterizado por su sabiduría y su protección a los viajantes.

 

 

¿Cómo son los Géminis?

 

 

Muy inteligentes y analíticos, aunque los procesos de aprendizaje los aburren rápidamente, son personas con gran habilidad comunicativa además de ser muy afectuosos, llenos de amabilidad e incluso algunos pueden valerse de estas cualidades, disfrazando una mentira, para obtener lo que desean. Poseen mucha fortaleza, lo que les da la capacidad de realizar múltiples actividades simultáneamente, buscando siempre algo nuevo que agregar en sus vidas, las cuales para ellos son un gran juego del cual hay que disfrutar todo el tiempo.

 

 

El carácter de los Géminis es considerablemente peculiar, pues debido a su doble naturaleza, tienden a la discordancia, es decir pueden ser muy inconstantes. Pueden ver al mundo con los ojos de los niños, son alegres, muy imaginativos, un tanto egocéntricos e inquietos, también son elegantes. Tienen mucha energía al inicio de algún proyecto pero generalmente les suele costar concretarlos, el seguir motivados para continuar, suele ser un desafío para ellos.

 

 

 

En el trabajo

 

 

A pesar de su inconsistencia pueden llegar tener éxito laboralmente, debido a sus habilidades comunicativas que les abrirán caminos en profesiones en las que lidien con muchas personas, como la diplomacia, la oratoria, la política, la enseñanza, el periodismo, la abogacía, también pueden ser grandes escritores, predicadores o excelentes comerciantes. Otras carreras afines igualmente son las artísticas y la militar, puesto que llevan dentro de sí el sentido de heroísmo.

 

 

 

En las relaciones personales

 

 

Esa doble naturaleza que poseen puede llegar a afectar sus relaciones, haciéndolas cortas, debido a que son muy contradictorios, siendo emocionalmente abiertos pero poco afines al romance. Tener una pareja por mucho tiempo puede llegar a aburrirlos, lo que puede ser un problema. Gustan mucho de tener muchos conocidos con quienes conversar sobre nada importante por horas, pero buenos amigos los tiene muy pocos.

 

 

Relacionarse con los Géminis suele ser complejo si es que no se tiene en cuenta su doble naturaleza, sumado esto a su tendencia a aburrirse rápidamente, difícil de acertar lo que en realmente les pueda gustar plenamente, aunque lo seguro es variar siempre las actividades, evitando la rutina, lo que agregará tranquilidad, espontaneidad y diversión a la relación, la cual debe ser vista más como un juego entretenido, lleno de novedad. Pues si se aburren dentro de una relación ya establecida, pueden llegar a mentir cuando sientan necesidad de salir a buscar situaciones nuevas.

 

 

Es importante que la persona que esté con un Géminis aprenda a conocer esa doble naturaleza, acostumbrándose a ella para que esos cambios bruscos no sean sorpresivos. A la hora de la conquista, adoran recibir obsequios y mucha atención.

 

 

 

Conquistando a un hombre Géminis

 

 

Imprescindible tener presente que la personalidad de los geminianos es extremadamente cambiante, lo que implica de que sus mentes deben ser estimuladas constantemente con mucha variedad para evitar que se aburran, la pareja ideal tiene que ser tan versátil como ellos y no ser posesiva. Sin embargo, esto no les resta encanto a sus cualidades seductoras al tratar con ellos, siendo recomendable preguntarles todo lo posible acerca de sus vidas, para que ambos se conozcan mejor.

 

 

 

Conquistando a una mujer Géminis

 

 

A la geminiana le encanta aquel hombre que es excelente conversador, que exprese sus pensamientos e ideas, que sea curioso de cada aspecto de la personalidad de la mujer Géminis, pues a ella le gusta que le presten atención, interés y que quieran conocerla. También necesita ser estimulada mentalmente para ser conquistada, pues la monotonía la aburre, siendo importante al mismo tiempo que se sienta en control de su propia curiosidad, como si estuviera jugando a la exploradora, en un juego intrigante. El ambiente hogareño encerrado puede asfixiarla si es que no se distrae constantemente, las salidas sorpresivas y frecuentes son fascinantes para ella. Si no siente esa variedad, puede querer buscar novedad fuera de la relación.



  • Otras secciones: